Somos una empresa dedicada al reciclaje y la descontaminación, con un amplio recorrido en el sector de la metalurgia y el reciclaje.  Recuperadora Guadiana la forman un equipo de trabajadores especializados en el reciclaje, con una dilatada experiencia, contando con unas instalaciones,  que nos ha permitido posicionarnos como referente en materia de reciclado. 

Velamos por el cuidado de nuestro entorno y la conservación del medio ambiente. Reciclamos todo tipo de  materia, acabando con los residuos peligrosos y no peligrosos, y devolviendo la vida a los materiales.

Con nuestra actividad fomentamos el buen uso de los recursos, y el logro de un mundo más limpio y verde.

Ofrecemos una gran variedad de productos y servicios. Nuestros puntos fuertes son nuestra dilatada experiencia en el sector del reciclaje, especialmente de metales. Además de un concepto único de atención al cliente, pues para nosotros lo más importante es un cliente satisfecho.

prev next

Historia

Recuperadora Guadiana, S.L. es una de las empresas del sector más antiguas de la provincia de Ciudad Real. Fue fundada a finales de los años 50 del XX, por los hermanos Agustín, Jesús y Victoriano Casado Herrera, con el nombre de Hermanos Casado.

Con el paso del tiempo los tres hermanos tomaron caminos diferentes. Fue Agustín Casado el hermano que continuó con el negocio.

La empresa estuvo situada muchos años en la Puerta de Toledo de la capital, pero las instalaciones fueron trasladadas a la actual dirección en la carretera de Carrión de Calatrava, donde se pudo disfrutar de un mayor espacio para llevar a cabo las actividades desarrolladas por la empresa.

Fue por entonces cuando tomó su nuevo nombre Recuperadora Guadiana, S.L., cobrando el tratamiento de Sociedad Limitada, y fue heredada por sus hijos.

A medida que se ha ido avanzando en la historia, la empresa ha ido cobrando un carácter cada vez más ecológico, y tomando una mayor preocupación por la conservación del medioambiente. Así pues, se ha usado una maquinaria y una tecnología más avanzada, así como una organización que día a día se supera.

Por tanto, podemos hablar de un camino hacia la especialización, centrándose cada vez más en el tratamiento de materiales férricos y no férricos, y posicionando en un segundo plano el tratamiento de otros productos reciclables.